Socorristas haitianos asumen tareas de promoción de las normas mínimas Esfera

22 July 2011 | Sphere Project

Al concluir su misión en Haití, Rosario Iraola, la coordinadora del Proyecto Esfera en ese país, ha transferido la responsabilidad de la promoción de las normas mínimas de Esfera a un nuevo grupo de trabajo local integrado por 44 socorristas e instructores capacitados en el contenido y la aplicación de las normas humanitarias del Proyecto Esfera.

El nuevo grupo está integrado por miembros del personal del Departamento de Protección Civil de Haití y de organizaciones humanitarias nacionales e internacionales que trabajan en el país. El nuevo grupo quedará registrado como asociación local.

"Nuestro grupo mantendrá viva la llama mediante la promoción de las normas de Esfera entre las organizaciones humanitarias nacionales e internacionales que trabajan en Haití," dicen Rose Luce Cadot y Mimose Jeune, dos integrantes del nuevo grupo.

"En calidad de trabajadores humanitarios, nuestro trabajo consiste en ayudar a las víctimas y en aliviar sus sufrimientos. Antes de Esfera, prestábamos un servicio. Hoy, nos concentramos en las personas a las que prestamos asistencia y en el respeto total de su dignidad. Con Esfera, nos hemos comprometido a prestar servicios a la población respetando su dignidad."

El nuevo grupo de trabajo se propone seguir mejorando la calidad y la rendición de cuentas en la labor humanitaria en Haití, mediante el fomento de actividades de aprendizaje encaminadas a poner en práctica el Manual del Proyecto Esfera: Carta Humanitaria y normas mínimas para la respuesta humanitaria.

Subrayando que "todos los miembros del grupo son instructores que están sumamente ocupados durante la temporada de ciclones", Cadot y Jeune dijeron que "sería fabuloso" contar con una financiación adicional para sufragar los gastos administrativos durante los seis meses siguientes. A la luz de la labor del Proyecto Esfera en Haití, en la evaluación del proyecto se recomendó que las organizaciones no gubernamentales nacionales e internacionales apoyaran el nuevo grupo.

El proyecto de fortalecimiento de la capacidad -representado hasta hace poco por Rosario Iraola- se inició en Haití poco después del terremoto del 12 de enero de 2010 y se ejecutó hasta fines de mayo de 2011. Se utilizó para proporcionar capacitación básica sobre las normas de Esfera, y su aplicación, a casi 600 trabajadores humanitarios, muchos de ellos principiantes en el sector humanitario. Al evaluar la capacitación recibida, la mayoría de los participantes recomendaron hacer extensiva esa formación a todos los actores que intervienen ante la crisis en Haití -las ONG, los organismos estatales, los medios de información y la sociedad civil-.

El despliegue de servicios de apoyo de Esfera para el fortalecimiento de la capacidad tiene por objeto mejorar la calidad y la rendición de cuentas en la intervención humanitaria en Haití. Se concede prioridad a la consolidación de los conocimientos locales y al fortalecimiento de la capacidad para llevar a la práctica las normas mínimas y la Carta Humanitaria. El último despliegue de estos servicios tuvo lugar en Haití (febrero de 2010 a mayo de 2011) y en Myanmar (con motivo del ciclón Nargis, en 2008) en respuesta a la solicitud de organizaciones que trabajan en el terreno.


Formación en tiempos de desastre

"Suscitar mayor concienciación sobre el derecho a vivir con dignidad," responde Rosario Iraola cuando se le pregunta acerca de sus logros durante los diez meses que trabajó como coordinadora de las actividades de fortalecimiento de la capacidad en Haití en relación con el Proyecto Esfera.

"El aspecto más difícil de mi labor era convencer a las organizaciones humanitarias de la necesidad de formar a su personal acerca de las normas humanitarias de Esfera," señala Iraola. "Ante el contexto y la magnitud del desastre, las personas estaban inmersas en una dinámica que dejaba poco margen para la formación y el fortalecimiento de la capacidad. Así, me dediqué a propugnar la necesidad de formar al personal humanitario incluso en medio de la vorágine de actividades de intervención".

Para Rosario Iraola es estimulante que un grupo local de trabajadores humanitarios haya decidido promover las normas mínimas de Esfera después de su partida.

"A pesar de los retos asociados a la naturaleza urbana del desastre y a los problemas estructurales, sociales y económicos del país, el hecho de que trabajadores humanitarios locales hayan establecido este grupo para promover la formación y la aplicación de las normas de Esfera indica que este proyecto es pertinente en el contexto de Haití y ése es el mayor logro que hubiésemos podido desear," dice la señora Iraola.

Print this page
RSS A A A

Reciba el boletín mensual de Esfera